Bandolera

Inés quiere tomarse la justicia por su mano


Fernando está en una encrucijada, si pone la bomba en la cena pondrá en peligro la vida de Sara Reeves.

Sara comunica a sus bandoleros que el pueblo de Arazana ha reconocido el acto de justicia que llevaron a cabo al capturar y entregar a Tobías a las autoridades para que se haga justicia con él.

Sin embargo, Inés está pensando en tomarse la justicia por su mano. El odio y el rencor acumulado que siente hacia su padrastro, la impulsaran a visitarle a los calabozos con la idea de acabar con él.

Una vez frente a frente, la chica le hace saber cuáles son sus intenciones pero la impresión sufrida por el desagradable encuentro con Tobías, provocará que la muchacha sufra un nuevo desvanecimiento, quedando a merced de su padrastro.

El padre Damián le pide a Mario que no tenga en cuenta lo ocurrido entre Inés y su padrastro para formalizar su relación. La presión que siente Mario, hace que decida ir a hablar con Adela.

La cena en honor al diputado Guruceta es aprovechada por Doña Leonor y su hijo Fernando para ultimar el atentado, pero la sorpresiva llegada de Sara Reeves a la cena, invitada por Roberto, será un imprevisto que colocará a Fernando ante una terrible decisión. Llevar a cabo la acción de colocar la bomba y poner la vida de Sara en peligro o abortar el plan.

Comenta y reacciona más abajo, ¡queremos saber qué te ha parecido!