Bandolera

Jairo declara su amor a Pilar


Aníbal pide cuentas al periodista Adolfo Castillo por el artículo publicado.

Olmedo ofrece su silencio y complicidad a cambio de participar en el golpe de estado, exponiendo a Doña Leonor las ventajas de contar con el apoyo de la Guardia Civil.

Sara, reúne a sus bandoleros, ya que considera que, tras el incendiario artículo de Adolfo Castillo, deben actuar en consecuencia para recuperar el buen nombre del “Espíritu de Carranza”. Ellos son justicieros y no asesinos.

Y siguiendo con las aclaraciones, Aníbal pide cuentas al periodista Adolfo Castillo por el artículo publicado. Le exige que algo así no vuelva a suceder, por el buen nombre de la institución que él representa.

Una institución implicada en un golpe de estado, como al fin consigue Olmedo que Doña Leonor le confiese, ante la carta interceptada a la señorita Reeves. El capitán ofrece su silencio y complicidad a cambio de participar en el asunto, exponiendo a Doña Leonor las ventajas de contar con el apoyo de la Guardia Civil de Arazana

El enamoramiento de Jairo hacia Pilar crece e Inés anima a su hermano para que dé el primer paso en esa relación. Jairo, armándose de valor, pedirá a Piar que sea su novia, pero la chica no parece estar por la labor.