Bandolera

Teresa descubre la identidad de Aníbal


Adolfo publica un artículo sobre cómo los bandoleros ridiculizaron a la Guardia Civil y a Mendoza, con el consiguiente enfado de Olmedo.

Doña Leonor ordena a Olmedo que cubra la comarca con carteles ofreciendo una gran recompensa por los bandoleros.

Adolfo publica un artículo sobre cómo los bandoleros ridiculizaron a la Guardia Civil y a Mendoza, con el consiguiente enfado de Olmedo y el mercenario. Por una vez, Sara está contenta con el trabajo de ese periodista.

Doña Leonor ordena a Olmedo que cubra la comarca con carteles ofreciendo una gran recompensa por los bandoleros. También le pide que haga que Sara desista de sus intentos de denunciar el golpe militar. El capitán tiene un plan para lograrlo.

Álvaro da un paseo con Emilia Ribadesella por el pueblo y se cruza con Lupe, a la que intenta dar celos. Por su parte, Emilia parece estar encantada con la compañía del joven Montoro. No debemos olvidar que esta viuda es tan rica y excéntrica como contradictoria. Es beata pero pícara y tan recatada para cosas en público como descarada en la intimidad. Su objetivo está claro: va a por todas con Álvaro.

Teresa no deja de dar vueltas al descubrimiento de que Aníbal es realmente un capitán del ejército y decide encararle.