Bandolera

Carles Francino y Elena Ballesteros: “Nuestra relación es otro misterio”


El policía anula su boda por la gerente del camping, que poco a poco revelará los secretos de su pasado.

Han pasado dos años desde que grabaron la serie, pero Elena Ballesteros y Carles Francino guardan un recuerdo muy vivo de ‘Punta Escarlata’, la revelación del verano. “Estoy feliz con la audiencia porque me da esperanza de que la ficción de este país vaya a mejor”, comenta con entusiasmo Elena desde una playa de Menorca. “Todos sentíamos que esta serie era especial, distinta –añade Carles–; no tengo mucha idea de guiones, pero su suspense me pareció increíble”.

Además de la búsqueda del asesino de las niñas del camping, el público desea saber qué pasará entre Bosco, el policía, y Eva, la gerente de las cabañas. Según la actriz, “los mueve la pasión, una atracción sexual muy fuerte que se verá si se convierte en una relación profunda o no. Es un misterio más”.

“Hablar de amor es muy fuerte –matiza él–; lo que le pasa a Bosco podría sucederle a cualquiera: te vas fuera de tu ciudad, conoces a una chica así y…”. En su caso, como está prometido, lo que hará será anular su boda.

Y si no va a más con Eva será porque existe una desconfianza mutua. “Bosco descubrirá dentro de un par de capítulos el secreto que esconde ella, relacionado con su turbio pasado –explica Elena–. Además, no se sabe dónde se encontraba Eva la noche del crimen, por lo que no está libre de sospecha”.

 “En realidad, ambos personajes llevan cargas a sus espaldas [hay que tener en cuenta que Bosco es viudo] y, en los veinte días que dura la investigación, todo cambiará para siempre”, anuncia Francino.

La intensidad de la trama contrasta con lo agradable que fue trabajar juntos. “Carles es un cielo, una buenísima persona –afirma Elena–. ¡Tenía que pedirle por favor que se enfadara alguna vez!”. Y añade entre risas: “También le cae muy bien a mi marido [Dani Mateo, ‘Sé lo que hicisteis’], así que no hay ningún problema”.

Los dos protagonistas sufren ahora el chantaje de sus familiares y amigos… ¡Todos quieren que les desvelen quién es el culpable! “Mi hija me suplica que se lo cuente al oído, pero mis labios están sellados –dice Elena–. Yo aluciné al saber quién era al acabar de leer el guión. No lo imaginaba ni de broma”.

En principio, la serie está cerrada, pero el inesperado éxito podría alargarla. “Nos encantaría grabar una segunda temporada”, afirma Carles. ¿Significa eso que sus personajes llegarán vivos al final? “Podrían seguir en la cárcel o que fuera un flashback…”, juega al despiste su compañera. Todo puede ocurrir en Punta Escarlata.


Leer más