La Semana de Cine concluyó ayer con la proyección del documental de Ramón Margareto que ganó el Goya